• Debe tener en cuenta las características del producto. Es diferente empacar confecciones que productos de vidrio.
  • Al reutilizar cajas, verifique que no estén deterioradas. La estructura debe estar en buen estado y las aristas firmes y sin quiebres.
  • Verifique que el tamaño de la caja sea el adecuado.
  • Verifique el calibre del cartón apropiado para empacar la mercancía. Los calibres están impresos en cada caja y se clasifican de mayor a menor: S-S, C-2, C-4, C-3, C-6, S-7, D-1, D-2, D-3. A mayor calibre, más resistencia.
  • Rellene los espacios vacíos con materiales amortigüantes: papel picado, icopor, espuma, cartón, etc.
  • Selle las cajas con pegante industrial. Otras alternativas son: el encintado (preferiblemente con el logotipo de la empresa) o el grapado.
Share